jueves, 3 de febrero de 2011

Back

"No, no pienso volver atrás", se repetía una y otra vez dibujando el camino hacia su casa.

La reciente conversación le mantuvo en vilo toda la noche... Ni siquiera se imaginaba que ella significara tanto en su vida. Pero no, ahora todo era diferente, él era diferente. No entendía por qué ella no aceptaba su transformación. ¿Era tan difícil asumir que la gente cambia?

Y él ya no estaba dispuesto a seguir fingiendo, ya no. Cuando has subido a la superficie y tomas una bocanada de aire, ya no quieres dejar de respirar...
Eso era lo que él estaba haciendo, respirando. Y cuando respiraba, sonreía. Eso era lo que ella no podía asumir, que él sonriera.

Así que la dejó ahí, con la palabra en la boca y una mueca de incredulidad.
Cuando él se dio la vuelta, no pudo evitar sonreir.

3 comentarios:

Fontenla dijo...

La vida es una sonrisa con mueca. Cambio y transformación... me lo voy a respirar.

Lootheea dijo...

A Lucía Medher le gusta tu blog ^^

*-* dijo...

Gracias Fontenla. Tus comentarios son siempre taaan acertados ;D


Lootheea??? Jajaja Luci qué guay!
Te has hecho un blog??
Gracias por comentar!!!
Un besitoooo!!